Inadaptados atacaron la propiedad de otro funcionario de YCRT

2 Mar

Inadaptados atacaron la propiedad de otro funcionario de YCRT

El miércoles 28 de febrero de 2018, alrededor de las 11:00hs un grupo de cinco personas que se trasladaban en un vehículo particular (VW Fox ORR 025), atacaron la propiedad del subgerente de Seguridad Integral y Medio Ambiente, el Sr Alan Martínez, en la localidad de 28 de Noviembre, donde procedieron a romper los vidrios de una ventana, pintar otras cuatro con aerosol rojo, las paredes, la puerta principal y cometer actos vandálicos contra la propiedad privada, no solo del funcionario, sino afectaron la casa contigua de su hermano y el padre.

En virtud de ello, una persona que se encontraba trabajando dentro de la casa dio aviso a la policía, quienes acudieron al lugar y lograron interceptar a los autores del ataque a unas cuadras de allí.

Los efectivos procedieron a la detención de cinco hombres mayores y a la requisa del vehículo, donde encontraron pinturas, aerosoles, teléfonos y una mochila en cuyo interior hallaron la suma de $ 190.000,00, sin que ninguno de ellos pudiera justificar el origen del dinero, cuestión que es parte de la causa que se les instruye en el juzgado local, por delito en contra de la propiedad. Luego de fijar domicilio los cinco fueron liberados.

De los cinco hombres, cuatro son trabajadores de la empresa YCRT y uno de ellos, el propietario de la mochila donde se halló la plata, es un ex agente de la empresa, que hace un tiempo fue despedido del yacimiento. Éste último, según se pudo establecer a través del material fotográfico y fílmico que existe, formó parte de otros actos de vandalismo en contra de la empresa, amenazas en las redes sociales y se vio involucrado en ataques a casas de otros funcionarios jerárquicos de YCRT, entre ellos del Interventor y su familia.

Omar Zeidán, Interventor, quien en este momento se encuentra en Buenos Aires puntualizó al respecto “Es más de lo mismo que venimos advirtiendo. Nosotros estamos tratando de encontrar una salida y poniendo la mejor voluntad ante el gobierno nacional y hay quienes buscan que no se arribe a ninguna solución posible. Estos actos solo enturbian, pero no alcanzan para hacernos bajar la guardia. Son grupos aislados, cada vez más reducidos y el cuerpo sano de la empresa, los verdaderos trabajadores y los que apuestan al futuro del yacimiento, serán los encargados de ponerlos en su lugar, de aislarlos e ignorarlos como merecen. Nosotros estamos trabajando para crecer y otros trabajan para destruir lo que en décadas no pudieron sostener ni hacer producir. Pero como dije, esto no tiene marcha atrás y los que cometieron estos actos deberán pagar en la justicia”, concluyó Zeidán.

EmailFacebookWhatsAppTwitterLinkedInGoogle+Share